Revista corporativa | Memoria corporativa | Dossier de empresa | Dossier de prensa

Consultores de franquicias

Una decisión tan sumamente importante como la de franquiciar una empresa o simplemente integrarse en una de las numerosas cadenas de franquicia que operan en nuestro país en calidad de franquiciado, requiere de un asesoramiento cualificado que permita la adopción de correctas decisiones y la estructuración de planteamientos de futuro.

Así, es muy posible que un empresario, amplio conocedor del sector en el que hubiera venido desarrollando su actividad durante un periodo más o menos amplio, tenga que apoyarse en profesionales que guíen correctamente sus pasos en la definición estratégica del concepto de franquicia.

De hecho, y con independencia de las más que posibles mejoras o adaptaciones que una firma de consultoría especializada en franquicia pudiera infundir a ese concepto de negocio, dicho empresario deberá enfocarlo en el contexto de una relación de franquicia. Es decir, organizar un sistema que haga posible la prestación de los numerosos servicios de asistencia y control a los que se verá obligado para ofrecer a sus franquiciados potenciales un acuerdo de franquicia que represente en sí una opción rentable y segura de explotar un negocio propio.

Será en este aspecto donde realmente se haga necesaria la experiencia de un equipo de consultoría que colabore con el empresario. No bastará con un buen enfoque de negocio para formular una franquicia de éxito. Será necesario enfocar una relación de franquicia en la que se determinen las obligaciones y derechos de las partes a través de las cuales se persiga un objetivo común: la obtención de un beneficio mutuo que dote al acuerdo de un equilibrio preciso.

Por su parte un potencial franquiciado deberá contrastar la información que a través de muy diversas vías pueda facilitarle un franquiciador. El valor añadido que en este sentido pueda aportar una empresa de consultoría será un factor complementario a los datos obtenidos a título particular. Poder realizar un análisis económico que se caracterice por su objetividad, revisar la legalidad del acuerdo propuesto por medio de documentos contractuales, facilitar apoyos en materia de financiación o, simplemente, colaborar en la opción más adecuada a un perfil concreto, serán aspectos en los que una consulta a profesionales podrá materializarse.

mundoFranquicia

En mundoFranquicia nos dedicamos a ofrecer una consultoría de la más alta calidad, buscando nuestra intervención en el diálogo, la observación general de necesidades y objetivos, la innovación, la búsqueda del liderazgo, el espíritu emprendedor y la conducta ética.

A lo largo de nuestra trayectoria, hemos conseguido hacer realidad una forma de trabajar que por su idoneidad ambicionábamos y que, tras muchos años de experiencia y el asesoramiento a cientos de empresarios, sabemos perfectamente adaptada a las exigencias que hoy en día muestra cualquier iniciativa en franquicia.

Somos reconocidos en el mercado por la profesionalidad, agilidad y rigor en la prestación de servicios de consultoría especializada. Por nuestra forma diferente de trabajar y porque nos alejamos de propuestas únicamente basadas en la estandarización de documentos, en propios intereses publicitarios y en la mera labor de intermediación.

Actualmente somos una de las consultoras de franquicia más prestigiosas de España y sin duda la que ha experimentado un crecimiento más espectacular. Nuestro posicionamiento y ámbito de relaciones nos permiten contribuir al desarrollo de la franquicia en nuestro país, haciendo uso para ello de las mejores prácticas de consultoría y de continuas innovaciones y e iniciativas comerciales y formativas que la enriquecen y la divulgan.

Nos avala una experiencia de más de veinticinco años. Nuestra compañía es un referente indiscutible, nacional e internacional, de la consultoría de franquicias. La realización de centenares de proyectos de franquicia en muy diversos sectores de actividad y la apertura de miles de negocios franquiciados, es una realidad incuestionable. Una trayectoria intachable de aportaciones al sector de la franquicia en nuestro país.

Nuestro principal valor es que asumimos el resultado como una obligación ineludible. Somos una compañía moderna y dinámica que crece con sus clientes, persiguiendo permanentemente un objetivo de calidad por medio de todas las acciones e iniciativas que acometemos. Una empresa que encuentra en su equipo humano su más valioso activo y que reconoce la necesidad de fomentar su creatividad e implicación como la base del éxito en nuestra aportación al cliente.

La elección de una consultora especializada es algo de lo que dependerá en buena medida el devenir del proyecto de franquicia y la expansión del negocio y, por tanto, no puede realizarse más que tras un minucioso proceso de obtención de información y análisis de aquellos aspectos en los que el empresario muestre mayor interés e inquietud.

La selección del consultor

Por nuestra experiencia en la consultoría de franquicia y tras el asesoramiento a más de un millar de empresarios franquiciadores de muy diversos sectores de actividad, podemos resumir en los siguientes interrogantes los factores críticos que deben considerarse en la selección de una consultora de franquicias.

Estructura

Una consultora de franquicias es algo más que un consultor individual. Tu consultora debe tener una adecuada estructura de departamentos y contar con un número suficientemente amplio de profesionales. Verifica la existencia de estos recursos humanos, de su especialización y de su grado de cualificación profesional.

Experiencia y trayectoria

Desconfía de la inexperiencia o de trayectorias negativas y poco recomendables. Tu consultora de franquicias debe ofrecerte un claro valor añadido basado en amplios y constatados conocimientos prácticos y de éxito, algo que únicamente se consigue tras muchos años de trabajo y cientos de proyectos realizados.

Calidad

Valora muy positivamente la disponibilidad de certificados de calidad por parte de la consultora. La realización de un proyecto de franquicia debe ser metódica, cualificada y acorde a procesos definidos, organizados y controlados. Igualmente relevante será la adecuada y continua interacción con el cliente, la minuciosa realización de documentos y la intervención activa en el desarrollo y sostenimiento de la cadena franquiciada.

Metodología

Tu consultora debe tener una metodología propia y documentada de realización de un proyecto de franquicia y su posterior expansión. Una sistemática particular cuya aplicación haya sido verificada con éxito en numerosos trabajos. Solicita a tus consultores que te muestren su manual operativo interno y constata que los procesos de realización existen y están convenientemente definidos e identificados. Evita un trabajo improvisado y desordenado que seguramente perjudicará tus intereses.

Dirección de aperturas

La intervención de un equipo de consultoría en la expansión de la franquicia no debe limitarse únicamente a la aportación y atención de candidaturas, sino también hacerse extensiva a todo el proceso de información, obtención de datos, selección, integración, tramitación y gestión del proceso de apertura. Ello requiere de sistemas y recursos para el análisis de operaciones en materia de perfil del candidato, local de negocio, planes de lanzamiento, estudios de viabilidad técnica de locales comerciales, etc.

Organización outsourcing

El papel de la consultora no puede ser únicamente el de la realización de documentos. Debe desempeñar una función global en la observación de las muchas obligaciones que la futura central de franquicias asume frente a los miembros franquiciados que vayan a ir integrando la cadena. Como ente externo integrado en la organización de la empresa, tu consultora debe poder garantizarte una intervención que contribuya a la consecución global de objetivos de expansión y rentabilidad empresarial.

Capacidad y recursos

La aportación de valor de la consultora no puede verse acortada por sus propias limitaciones estructurales y falta de recursos. Un proyecto de franquicia no solo requiere de un correcto planteamiento estratégico. Buenos consejos y recomendaciones puede darlos cualquiera, pero hoy en día es preciso contar con una organización integral que pueda llevarlos en verdad a la práctica. Se trata de hacer no solo una buena consultoría, sino de crear una red de buenos negocios.

Satisfacción de clientes

Cuando muchas empresas han seleccionado a una consultora es porque sus resultados son reconocidos por el mercado. Analiza el grado de satisfacción de los clientes de la consultora. No hay mejor tarjeta de visita que una cartera de clientes complacidos con el trabajo realizado. Es preciso que su consultora se someta continuamente a tu valoración como cliente y que disponga, para ello, de adecuados y eficaces procesos de evaluación. Al margen, solicita referencias de calidad de trabajos a algunos de los clientes de la cartera de la consultora para que tú selecciones libremente.

Alianzas estratégicas

El proyecto de franquicia es multidisciplinar en tanto se trata de reiterar una experiencia de negocio en diversos entornos geográficos. Ello requiere disponer de soluciones adecuadas para la cobertura de cualquier necesidad que plantee el proyecto y su desarrollo posterior. Tu consultora debe poder ofrecerle esta capacidad de respuesta y ello supone el establecimiento de acuerdos con profesionales y especialistas en muy variados ámbitos.

Compromiso con objetivos

No pienses que una consultora con pocos clientes y con más disponibilidad de tiempo podrá atenderte mejor. Ten por seguro que encontrarás una mejor atención allí donde tus objetivos de expansión puedan materializarse realmente y para ello es preciso contar con adecuadas y suficientes infraestructuras y, ante todo, mostrar un compromiso firme con el crecimiento de la empresa. Un proyecto de franquicia debe ser la antesala de nuestro verdadero cometido y que no es otro que el de hacer crecer su red de ventas. Un trabajo preliminar de definición, gestión, planificación y documentación que facilite la creación y mantenimiento de la red de franquiciados.

Equipo de trabajo

Tu proyecto no puede ser realizarlo por becarios. Tampoco por un único consultor. Un trabajo de estas características requiere la asignación de un equipo integrado por numerosos profesionales especializados. Antes de adoptar decisiones precipitadas, exige a la consultora la asignación y presentación del equipo que realizará tu proyecto de expansión en franquicia. Solicita información de sus perfiles, grados de cualificación y experiencia y, lo más importante, las funciones que cada uno de ellos acometerá.

Comunicación

No es posible hacer un buen proyecto de franquicia sin una relación fluida y continua con la empresa cliente. Es importante que la consultora disponga de líneas de comunicación permanente con el interlocutor válido de tu compañía que puedas a asignar si no fueras a ser tú mismo. Pide información de los planes de reuniones y de los sistemas de comunicación y de entrega de documentos.

Acreditación

Tu proyecto merece ser realizado por una consultora acreditada por la Asociación Española de Franquiciadores. Se tratará de una firma que opere bajo los principios del Código Deontológico de Empresas de Consultoría y que dé cumplimiento a los requisitos de experiencia y de credenciales requerido por la Asociación. Asegúrate de esto.

Economías de contratación

Únicamente por medio de una amplia cartera de clientes es posible ofrecer a todos ellos ventajas de contratación y compra de numerosos productos y servicios que serán requeridos en todo proyecto de expansión y organización en franquicia. Tu consultora ha de mostrar especial inquietud en la forma de racionalizar permanentemente su presupuesto, especialmente en todo lo relativo a la promoción de tu propuesta de negocio para la captación de nuevos franquiciados y en la contratación de estructuras de asistencia y control de tu cadena.

Presencia geográfica

Una expansión empresarial a otros entornos de mercado, requiere una presencia de equipos de consultoría allí donde la red pretenda implantarse. Asegúrate de que tu consultora cuenta con la suficiente dispersión zonal en el territorio de expansión y que dichos equipos locales no se limitan a la captación de nuevos clientes en la zona, sino que desempeñarán un papel relevante en la expansión de la franquicia.

No des ningún paso sin antes conocer bien el tipo de trabajo que su consultora realizará. Solicita una presentación minuciosa y detallada del servicio. Desconfía de propuestas ambiguas y genéricas y no te dejes llevar por planteamientos excesivamente económicos. Un proyecto de franquicia no es una recopilación de documentos más o menos estandarizados. Requiere una amplia dedicación de horas de trabajo. Es muy probable que la ambigüedad y economicidad de la propuesta residan en la no prestación de un servicio mínimamente necesario, lo que redundará en un más que posible fracaso de su franquicia.

Propuesta de servicio

Lógicamente cada empresario valorará más unas facetas que otras y mostrará más inclinación hacia determinados factores que él mismo considere más significativos, otorgándoles una mayor prioridad en su decisión. Pero será fundamental analizar la totalidad y verificar la adecuada situación y posicionamiento de la consultora en todas y cada una de ellas. A partir de aquí, seguramente que tu elección será la más adecuada y ten por seguro que con ella habrás dado un paso de gigante en tu crecimiento empresarial en franquicia.

Expertos en franquicia
El consultor de franquicia debe mostrar especialización en muy amplio número de disciplinas y facetas operativas. Su labor no es meramente consultiva, sino en muchas ocasiones ejecutiva, descargando así a la empresa de un amplio número de responsabilidades y obligaciones de estructuración. Se trata de reiterar experiencias empresariales de éxito y de reproducir empresas integrales, con la totalidad de sus áreas de gestión y actividad. El proyecto de franquicia es multidisciplinar, y así precisamente deberá ser la capacidad, recursos y objetivos que muestre el consultor encargado de desarrollarlo.
Organización
Un desarrollo en franquicia requiere de una estructura de soporte en la que se sustente la cadena de empresas adheridas a la marca. Una organización diversificada y especializada que pueda afrontar no solo las facetas de definición y desarrollo estratégico y la consiguiente elaboración de correctas bases documentales, sino que al tiempo sea capaz de afrontar con éxito las muchas funciones franquiciadoras a las que el empresario se verá obligado de cara al éxito de sus franquiciados.
Elección del consultor
La elección de una consultora de franquicias es por tanto algo de lo que dependerá en buena medida el devenir del proyecto y la expansión del negocio y, por tanto, no puede realizarse más que tras un minucioso proceso de obtención de información y análisis de aquellos aspectos en los que el empresario muestre mayor interés e inquietud.

Expande tu negocio creando tu propia franquicia

Facilítanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo para resolver tus dudas

He leído y acepto las condiciones legales.